El acto, que el COMT también retransmitió en directo por su canal de Youtube para los familiares y amigos que no pudieron asistir, destacó por la gran emotividad y por el recuerdo de seis años de estudio y de esfuerzo de los 115 alumnos de la promoción 2015 a 2021.


A pesar de las medidas anticovid, los alumnos del grado de Medicina de la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud de la URV pudieron celebrar su acto de graduación en el Palacio Ferial y de Congresos de Tarragona. Las restricciones, que hacían que sólo estuvieran permitidos dos familiares por alumno, no pudieron oscurecer un acto que se celebró rodeado de gran emotividad.

Para los familiares y amigos de los 115 graduados que no pudieron asistir a la ceremonia, desde el COMT se preparó una retransmisión multicámara en directo desde su canal de Youtube con más de 3.000 visualizaciones del acto.

La ceremonia arrancó con los parlamentos del actual Jefe de estudios del Grado de Medicina, la Dra. Fátima Sabench. La doctora destacó que esta pandemia también ha servido para hacer que los alumnos hayan salido mucho más fortalecidos, pero que no pueden olvidar aspectos clave como la investigación, que será capital a lo largo de toda su carrera profesional.

A continuación, los alumnos Guillermo Boscà y Mireia Luza tuvieron emotivas palabras para los padres de todos los alumnos. Destacaron el gran esfuerzo que, los progenitores habían hecho a lo largo de cada año de universidad y recordaron, que siempre han sido el pilar fundamental de cualquier alumno en momentos de exámenes o de estrés. Asimismo, también quisieron agradecer el inmenso esfuerzo de los amigos y personas que los rodean por la gran capacidad de empatía que han tenido a lo largo de todos los años de grado.

Poco después el Dr. Sergi Boada, Presidente del Colegio de Médicos de Tarragona, dirigió unas palabras a los graduados. El Dr. Boada inició su parlamento haciendo un símil de su situación actual al frente del COMT desde hace poco más de medio año, con la situación de los nuevos médicos. Ambos serían noveles en sus respectivos campos.

El Presidente de la Institución también quiso destacar tres aspectos que serán fundamentales a lo largo de la vida de los médicos y médicas. El primero de él es el hecho de sentirse orgulloso de haber estudiado donde lo han hecho así como de los docentes y compañeros que han tenido a lo largo de estos años. El segundo aspecto es el de ser positivos y ser protagonistas de sus historias siempre, a pesar de las dificultades. El último concepto que Boada planteó es el hecho de hacer al paciente el centro de todo el trabajo, siendo este punto, el más importante de la profesión.

En la misma línea, el gerente del Hospital Sant Joan de Reus, el Dr. Anton Benet, durante sus parlamentos quiso destacar que el paciente es el verdadero protagonista de la profesión. El Dr. Benet también quiso agradecer el esfuerzo que todos los alumnos han hecho trabajando como voluntarios durante la pandemia en los hospitales del territorio.

Poco antes de cerrar el acto, los grandes protagonistas de la velada tuvieron palabras de recuerdo de los inicios de la carrera y de las vivencias vividas en llegar a un lugar nuevo para estudiar una carrera. Durante la ceremonia también se pudieron visionar varios vídeos que los alumnos del grado habían preparado con historias de todos los años compartidos.

Uno de los momentos más solemnes de la ceremonia fue el de la imposición de las becas. Cada uno de los alumnos pasaron por el escenario y recibió su beca de manos de los médicos que presidían la mesa.

El decano de la Facultad de Medicina y Ciencias de la Salud, el Dr. Antoni Castro, fue el encargado de cerrar el acto. Tras los correspondientes agradecimientos, el decano les recordó el concepto de la silla. Un objeto que debe servir para escuchar al paciente, explicar y consolar pero también para actualizar el conocimiento del profesional constantemente en forma de estudio.